Gracias por venir a conocerme

Creciendo... inevitablemente.

Blog que narra los pensamientos de una pequeña niña trasmitidos a los dedos de su padre.
Gracias por venir a conocerme

17 de Octubre del 2004

Las bodas de Plata de mis tíos

Bueno, ya que hoy hemos sacado el tema de las bodas y que aún estamos algo resacosos de la que aconteció ayer, parece que se tercia hablar de otra boda en la que me lo pase en grande: Las Bodas de Plata de mis tíos "..ines" y Tomás (este ya lo digo claro como el agua embotellada).

Tuvo lugar a finales de Agosto y fué simplemente perfecto. Un sitio rural sin peligro de coches, el apoyo logístico de mis tatos y mi prima Alba, un espacio enorme donde explayarnos a nuestro antojo y la permisividad de mis sargentos (Papá y Mamá) hicieron de esta, una noche digna de recordatorio... y eso que no había juguetes ni columpios. Quizá esto sirva de lección a los mayores: los niños no queremos más juguetes... Queremos más espacio y más tiempo para jugar. Bueno, la verdad es que si además nos regalan juguetes mejor que mejor, ¿No?...

Solo espero que los homenajedos, osea mis queridos tíos, disfrutaran de su fiesta tan solo la mitad de lo que disfruté yo.

Escrito por Sonia a las 06:39 PM

La ofrenda floral del 2004

Es bien cierto que los humanos somos animales de costumbres, y para que esa reafirmarnos en esa condición, tenemos cierta tendencia a repetir en ciertas fechas las mismas actividades. La ofrenda floral solo es uno de los muchos eventos que, al final, se tornan tan repetitivos que aburren. Más aún si analizamos que unas calles más abajo hay toda una Avenida llena de coches de feria...

Y yo me pregunto, ¿Por qué no me dejan ver al bueno de Willy Fog más de trés veces seguidas?. Dicen que ver tantas veces una cosa acaba por cansar y sin embargo no se dan cuenta que hay ciertas cosas que cansan mucho más, aún cuando son de año en año.

En fín, sea por la ilusión que muestran los mayores de mi familia "aragonesa" que en septiembre me tuve que volver a sacrificar...

Escrito por Sonia a las 06:21 PM

Una fiesta llamada Boda

Si bien es cierto que no és la primera vez que acudo a uno de estos eventos, sí que es la primera que consigo disfrutar de lo que acontece en una boda. En las otras ocasiones era demasiado pequeña como para poder divertirme con el parque infantil, y los amplios pasillos que se crean en los restaurantes entre mesa y mesa.

Esta vez, la fiesta comenzó muy bien con un fantástico viaje en autobús (una de mis debilidades) y unos breves escarceos en un parque infantil que era como un paraíso: Toboganes, coches, y otros muchos divertidos artilugios eran una tentación que una no podía dejar escapar. Lastima que enseguida nos enviaron a una sala para cenar.

Y digo yo, con todas las opciones que había en aquel restaurante para pasarselo bien... ¿Qué hacía la gente perdiendo el tiempo en comer?

Cuando menos, es dudoso que los novios lean esta bitácora, pero aún con todo me gustaría dar las gracias por tan magnífico evento y felicitar de todo corazón a Marta y Manolo.

Escrito por Sonia a las 05:48 PM

10 de Octubre del 2004

Mi nueva prima Miriam

Pues sí, este verano pasado mi familia catalana a aumentado en número. Todo parece indicar que Mari la Canibal (¿Recordáis?) sacó de su tripa una nena muchísimo más pequeña que yo y que se llama Miriam. Ya era hora que la liberara después de tanto tiempo de habersela comido que para sacar a la abuela y a Caperucita de la tripa del lobo no tardaron tanto tiempo, oye.

A ver si pronto la vuelvo a ver, que mi aparato reproductor de imágenes internas y retroactivas, o sea, mi memoria, no debe de haberse ajustado del todo y ya casi no me acuerdo. Por cierto, no se me había ocurrido esto como excusa para cuando desobedezco a Papá o Mamá... se me olvida por razones de edad. ¡A ver si cuela!

¡Ah! Felicidades desde este diario a Jose "el Abuelo" y a Mari "ya no come niños". Algo tardías vale, pero yo tampoco he podido contar lo las fiestas de mi pueblo...

Escrito por Sonia a las 05:18 PM

Soy como los mocos... regreso con el invierno.

Antetodo cabría una pequeña disculpa a las cerca de 3000 personas (¿Que burrada, no?) que han visitado este blog durante este verano y no lo han encontrado actualizado. En defensa de mi padre (que es el que se encarga de darle al teclado) y sin que sirva de precedente, diré que él no ha parado de trabajar más que una semana en que nos fuimos a la playa de no sé donde.

Como es mucho el retraso informativo que lleváis de como llevo mi evolución, papá me ha prometido (espero que lo cumpla) que hará un sobreesfuerzo por redactar semanalmente todo aquello que yo le dicte. Y le pienso dictar lo de las vacaciones en la playa, lo del festival de fin de curso, lo de nuestro viaje a tierras vascas, lo del descubrimiento y pérdida de Little People, lo de... y lo de... en definitiva, todo, todo y todo.

Escrito por Sonia a las 04:52 PM
©2004, Sonia Pérez Fondevila. Diseño web: eSePé Studio
Intercambio de enlaces
:: Servicios Gratis ::
ad_network.php file needs updating :: ad_network.php file needs updating :: ad_network.php file needs updating :: ad_network.php file needs updating:: ad_network.php file needs updating